“Malos” alimentos que los bailarines deberían dejar de evitar

Por Alison Feller para Dance Magazine | Trad: COREOGRAFIASMX

0
662

Levanta la mano si alguna vez has salido de tus clases de danza con solo un pensamiento en mente: una gran hamburguesa jugosa con queso. Pero levanta la otra mano si en lugar de obtener esa hamburguesa, optas por una ensalada saludable.

Mientras que los bailarines necesitan alimentar sus cuerpos con comidas nutritivas y algunos snacks, otros alimentos reciben una injusta mala reputación. “La cultura de la dieta en varios países sataniza diversos grupos de alimentos como malos a la vez que defienden a muchos otros como buenos”, dice Kelly Hogan, MS, RD, CDN, nutrición clínica y gerente del bienestar en el Centro de Mama Dubin en el Hospital Mount Sinai en la ciudad de Nueva York. “Pero pensar así en blanco y negro no tiene cabida cuando se trata de comida”.

Algunos alimentos tienen menos nutrición que otros, admite Hogan, pero si comes lo que anhelas y respetas tus señales de hambre y plenitud, probablemente obtendrás la variedad de nutrientes que tu cuerpo necesita. Aquí hay siete alimentos que pueden tener un lugar en tu plato: libre de culpa.

Malos alimentos que los bailarines deberían dejar de evitar Clic para tuitear

1. Pizza

Por qué la gente piensa que es mala: es grasosa, pastosa y cargada de queso. Si agregas pepperoni generalmente se convierte en una bomba de calorías con alto contenido de grasa.

Por qué están equivocados: La pizza ofrece una variedad de nutrientes. “Puede ser súper satisfactorio porque contiene grasas, proteínas y carbohidratos complejos”, dice Hogan. Y los aderezos en realidad pueden agregar nutrientes, dice ella. “Me encanta agregar espinacas, brócoli, tomate y champiñones”. Todos esos nutrientes pueden hacer que la pizza sea ideal para tu recuperación.

2. Mantequilla

Por qué la gente piensa que es mala: las grasas añadidas como la mantequilla y los aceites a menudo se consideran calorías vacías que contribuyen a un aumento de peso no deseado. “Durante años, nos dijeron que las grasas saturadas en la mantequilla contribuyen a la enfermedad cardíaca”, dice la dietista registrada Kim Hoban, RDN, CDN, CPT.

Por qué están equivocados: “Este sigue siendo un tema controvertido, pero creo que un poco de mantequilla en la dieta de un bailarín puede ayudar mucho a su salud”, dice Hoban. Agregar mantequilla a las verduras puede hacer que tengan un mejor sabor, por lo que es más probable que las comas. Además, las grasas en la mantequilla a veces pueden ayudar a que nuestro cuerpo absorba mejor los nutrientes en las verduras. Hoban no sugiere comer demasiada mantequilla justo antes de bailar, ya que la grasa se digiere lentamente y puede hacer que te sientas flojo. Pero pequeñas cantidades pueden tener su lugar durante las comidas regulares.

3. Pasta

Por qué la gente piensa que es mala: muchas personas han llegado a asociar los carbohidratos con el aumento de peso debido a la popularidad de las dietas altas en proteínas y bajas en carbohidratos. Además, a medida que más personas están a favor de sin gluten, la pasta se considera fuera de los límites.

Por qué están equivocados: la pasta de trigo integral es una gran fuente de carbohidratos complejos, que alimenta a los bailarines para entrenamientos largos y los ayuda a recuperarse, dice Hogan. Ella sugiere utilizar verduras coloridas y proteínas magras para una comida completa y satisfactoria.

4. Cereal

Por qué la gente piensa que es malo: es procesado, a menudo tiene un alto contenido de azúcar y no cuenta con muchos beneficios nutricionales.

Por qué están equivocados: puede ser una gran opción para los atletas que están constantemente en movimiento, dice Hoban. “Los cereales proporcionan combustible rápido en forma de carbohidratos simples”. Mientras que las opciones azucaradas como Capitan Crunch no son las mejores apuestas, las opciones menos procesadas pueden ser bocadillos fácilmente digeribles. Combina un poco con yogur o leche para agregar proteínas.

5. Crema de cacahuate

Por qué la gente piensa que es mala: se teme que las mantequillas de nueces sean altas en grasas y, por lo tanto, altas en calorías.

Por qué están equivocados: las nueces y las mantequillas son excelentes fuentes de grasas insaturadas a base de plantas, que tienen propiedades anti inflamatorias y pueden ayudar a reparar el daño oxidativo que ocurre en los músculos durante las largas y duras horas de baile, dice Hogan. Debido a su proteína y fibra, las mantequillas de nueces sirven como un tentempié saciante o un acompañamiento para el desayuno, dice Hogan. “Además, agregar una cucharada de mantequilla de maní a la avena de la mañana simplemente sabe increíble”.

6. Productos lácteos de grasa completa

Por qué la gente piensa que es malo: los bailarines a menudo eligen productos lácteos descremados y bajos en grasa en un intento por consumir menos calorías.

Por qué están equivocados: “Menos no siempre es mejor, especialmente cuando se trata de alimentar de manera adecuada un estilo de vida activo”, dice Hoban. Los bailarines necesitan grasa en la dieta para una variedad de cosas, como la salud del cerebro y el transporte de vitaminas por todo el cuerpo. Algunos de los mejores nutrientes de los lácteos, como el calcio y la vitamina D, necesitan grasa para ser absorbidos adecuadamente. Además, cuando la grasa disminuye en los alimentos, a menudo se reemplaza con azúcar u otros aditivos, agrega Hoban. Comer productos lácteos completos te dejará más satisfecho y obtendrás energía de mayor duración.

7. Yemas de huevo

Por qué las personas piensan que son malas: las yemas de huevo tienen un alto contenido de grasas y colesterol, por lo que muchas personas suponen que elevan los niveles de colesterol en la sangre. Los bailarines a veces eligen claras de huevo para obtener proteínas por menos calorías.

Por qué están equivocados: el colesterol en la dieta en realidad tiene poco efecto sobre el colesterol en la sangre, dice Hogan. “Y las yemas contienen tantos nutrientes excelentes que son importantes para los bailarines: vitamina B-12, vitamina D, vitamina A y hierro, por nombrar algunos”. Ella sugiere incorporarlos en cualquier comida: “Cómelos como un omellet con vegetales, revueltos con papas o, encima de tostadas de aguacate”.

Newsletter

Suscríbete a nuestro newsletter y recibe:
"Manual para jóvenes bailarines"
Nombre
Apellido
Email
Fecha de cumpleaños

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.